Nuestros mayores
en las mejores manos

Residencia - Faraján - Málaga

Las personas mayores sufren mucho durante el invierno como consecuencia del efecto delas bajas temperaturas ya que el frío también influye en el tiempo de ocio y en la rutina diaria de los mayores. Por esta razón, el sol se convierte en una fuente de vida que aporta alegría y entusiasmo a cualquier edad con la llegada de la primavera. Una estación mágica puesto que el paisaje también se torna más bonito y colorido.

En la Residencia Valle del Genal aprovechamos esta estación para hacer actividades al aire libre a diario, lo que es muy bien valorado entre nuestros residentes.